¿ APARECIDOS ?

La penicilina fue uno de los descubrimientos más transcendentales del siglo xx que revolucionó el ámbito sanitario a nivel mundial. Salvó, y continúa haciéndolo, a millones de personas en todo el planeta. Para su descubrimiento fue necesario aproximadamente seis años de investigaciones científicas.
Teniendo en cuenta este dato y estableciendo un símil con las investigaciones paranormales yo me pregunto: ¿Cuál es el tiempo necesario para descubrir la respuesta a una determinada cuestión paranormal?
Con este artículo tengo la intención de abordar el fenómeno de los Aparecidos, desde un punto de vista diferente, para reflexionar libre de prejuicios sobre un fenómeno que, habiendo transcurridos 500 años, la naturaleza del mismo continua siendo desconocida.
Cinco siglos de Aparecidos persiguiendo la justicia que en vida le negaron. De errantes incorpóreos negándose aceptar su nueva condición y que arremeten enfurecidos contra un mundo tangible del que ya no forma parte. Descarnados de sus vidas por un amor no correspondido…
…O son Alucinaciones proyectándose en la mente de quienes las visualizan como respuesta a un duelo insoportable de admitir, a una enfermedad incurable, a un sufrimiento inaguantable.

¿Significa esto negar la existencia de la misma? Al contrario. Vincular el estado emocional con la fenomenología no pone en evidencia lo que el testigo experimenta, solo contempla la posibilidad de que sea el propio individuo el causante de ello porque todo converge en un mismo plano. En un punto donde la persona que experimenta la aparición desempeña un papel fundamental para que se produzca.
Para cualquier acto en esta vida necesitamos de unas herramientas que lo hagan posible. Salvo en determinados tipos de anomalías, que se presenta de forma espontánea, las apariciones están estrechamente vinculadas con la persona o el lugar donde se producen, debido a que, probablemente, son ellos la energía que pudiera generar esas apariciones.
Ya sea un fenómeno paranormal o una alucinación en ambos casos es evidente que ninguno de sus investigadores niega “la aparición” pero si cuestionan su origen. Y en este punto es donde sería necesario hacer una inflexión y preguntarnos por qué no unir ambas metodologías.
Sabemos de sobra que existe una negación, ocultación y muchos obstáculos, algunos insalvables, que el sistema impone a este tipo de investigaciones y a sus investigadores. Pero no olvidemos una cosa muy importante, también existen por parte de algunos investigadores más famosos una complicidad para mantener el misterio en torno a esta y otras cuestiones porque es su negocio.
Y por todo ello debemos de ser conscientes y críticos con el MISTERIO. Reconocer la contribución que la metodología científica ha tenido en mejorar muchos aspectos de nuestras vidas.
Esto no exime de crítica a la auto-interpretación tergiversada que la ciencia hace con los fenómenos paranormales y la estandarización de procedimientos que aplican a las investigaciones de estas anomalías.
En la historia tenemos muchos ejemplos de que la vida no siempre sigue un esquema fijo. La existencia está llena de ambigüedades que nos obliga a replantearnos constantemente cuestiones presentadas como verdades inamovibles.

Oliver Sacks, neurólogo y divulgador británico, decía que:

“Vemos a través de nuestros ojos pero también vemos con el cerebro, y ver con el cerebro a menudo se denomina imaginación.”

Realizaba esta afirmación después de años de estudios e investigaciones a pacientes que sufrían una serie de alucinaciones sin que padecieran enfermedades mentales. Las imágenes visualizadas por estos pacientes estaban dotadas de una lucidez inquietante llegando a experimentar sensaciones cognitivas pero que solo existían en su imaginación. Una privación sensorial era la causa. El cerebro proyectaba esas imágenes para paliar el sufrimiento que le producía la carencia de esa capacidad.
Y todo esto guarda un turbador paralelismo con el tema de los Aparecidos. Este interesante estudio sobre nuestra capacidad interna de paliar un daño proyectando imágenes que solo existe en la imaginación de quien la ve, nos abre una percepción a tener en cuenta para averiguar parte de la naturaleza de un fenómeno universal. Indudablemente no es la única pero me sirve como referencia para lo que intento expresar.
Y por supuesto en ningún momento afirmo que el fenómeno esté totalmente originado por una alucinación o una enfermedad. Pero estoy convencido de que el cerebro tiene una responsabilidad en el mismo…tal vez sea la bovina de hilo que necesitamos para tejer eso que tantas veces leemos y escuchamos: LA VERDAD.
Como antes comenté la vida es ambigua y una prueba de ello es la complejidad que el fenómeno adquiere cuando es experimentado por niños. Infantes que describen detalladamente la aparición de una persona que antes nunca habían visto y que por supuesto existieron. En estos casos discernir su causa resulta complicado desde un punto de vista científico.
No me voy a extender demasiado porque creo que ya existe demasiada información/desinformación y que no aportan nada novedoso al tema.
Tampoco voy a relatar alguno de los miles de casos reportados por el mismo motivo, eso está al alcance de cualquiera.
Mi intención es que percibamos desde un prisma diferente el fenómeno y no como quieren que lo concibamos. Creo en el MISTERIO pero no en el DOGMATISMO.
Y aquí somos culpables todos, los que creemos como los que no, los supuestos investigadores como sus detractores.
Porque estar en un bando como en el otro genera beneficios para ambos y no aportan nada al conocimiento solo tratan de proteger un ecosistema que han creado para su beneficio.

CONCLUSIÓN…

Pienso que existe algo innato en nuestra naturaleza que es lo que verdaderamente nos hace diferente a otras especies, y es la necesidad de transcender. Un animal no desea transcender salvo que busquemos una interpretación filosófica al hecho y esa es una de las características que nos ha convertido en la especie dominante del planeta.
Los seres humanos necesitamos respuestas a todo lo que nos sucede y las buscamos por todos los medios.
Antiguos chamanes experimentaron con determinadas hierbas con la creencia de encontrar las respuestas a muchas de las cuestiones que en esa época se originaban ¿Las encontraron? o ¿fue una alucinación lo que experimentaron?
Lo que podemos afirmar sin equivocarnos es que continuamos con las mismas preguntas y las mismas respuestas.
Y desde mi punto de vista personal, esto es así porque nuestro conocimiento está limitado por aquellos que se encargan de registrar la historia y los que se confabulan con los mismos.
Actuando con la intención de perpetrar un “crimen perfecto”, borrando todas las huellas, encubriendo cualquier sospecha, para corroborar la historia oficial.
Y yo les pregunto a estos sujetos: ¿No sabéis que no existe el crimen perfecto?

Anuncios

Etiquetas:

4 responses to “¿ APARECIDOS ?”

  1. alu says :

    Muy bueno compañero aparecidos, desaparecidos, me encanta, eso si una petición si te gusta el tema claro, ya que somos apasionados del misterio, ¿ Podrías hacer alguno del genocidio armenio que a día de hoy no lo reconocen como genocidio ?
    Vale es mas de história pero es la realidad, sin misterios,un gran abrazo nuncaaaaaaaaaaaaa dejes de escribir .
    Besazosssssssss

    Le gusta a 1 persona

  2. pyisabel says :

    Un gran artículo, y una importante reflexión sobre nuestra propia naturaleza humana, tan compleja como misteriosa. Enhorabuena.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: